Una Rosa, Una Vela y Un Poema



Hay una rosa, una vela y un poema,
sobre la tabla de mi mesa,
pétalos en aroma, letras que afloraron
rompiendo mis sentires,
olvidando los inviernos que pasaron,
cera que hierve en luces,
ecos que despuntan a la madrugada
envueltos en complicidad pura,
tan real como como dura,
tan por mi mimada.
Sensuales letras delicadas,
sombreadas por luces nacaradas
que danzan siseando,
cuando en suspiros estoy pensando,
pensando en lo que para mi eres,
resolviendo la encrucijada que quieres,
agobiando las murallas de mi corazón,
mientras construyo
con veloces murmullos,
los puentes a mi razón,
para pasar bajo sus arcos
y posarme en  los serenos remansos,
que duermen a la sombra de tus ojos.
Letras con graficas  trémulas
cargadas de emociones,
como ligeras canciones
que me incitan a escucharlas,
que dictan al corazón
ese ignorante que siente
y  no sabe que pretende,
que me llama asustado,
que quiere mi consejo propiciado
y yo miro la tabla de mi mesa
una rosa con pétalos en aroma,
una vela con luz que no cesa,
y unas letras que disfrazo de poema

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola. Gracias por tu comentario.