No Duelen Las Palabras





En la oscuridad hostigada y sola
se encuentran las ausencias y los silencios
atados de pies y manos,
mientras asustada el alma, se levanta
preparada para salir huyendo,
los ojos no se acostumbran al negro
que busca en el pozo solo anhelo
que en  confianza pueda burlar al miedo.

Y las voces romperán la virginidad
que vuelven a hostigar los pensamientos,
ya me tienen hastiado tanto sentimientos,
tanto susurro falto de intensidad.

Y ya las palabras se vacían
desatando el corazón
y el alma herida de razón
escucha los gritos de la intención,
que exhalan los que desconfían

Es casi imposible la escucha
si se cierra el alma
y se pliega el corazón
y es tan sabio el dolor,
que te atraviesa sin pudor,
dolor,
palabras,
palabras,
dolor,
juegos de vida
o quizás intenciones consumidas,
que truncaron el florecer,
que dejaron heridas,
a las sombras de un atardecer.
      
             “No duelen las palabras sino las intenciones con que fueron dichas”

2 comentarios:

  1. me encanto el ritmo que le das a las palabras y tu sensibilidad al expresarlas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Gerard por tus palaras, un saludo y un honor tu visita.

      Eliminar

Hola. Gracias por tu comentario.