Ser



Si uno hoy no es nadie,
que será de la felicidad,
que será de la lucha
y de tocar las esperanzas
cogerlas y abrazarlas
asirlas para siempre,
a veces esperamos
a que nos sobrepase el tiempo,
conteniendo las lágrimas
que nos inundan el corazón,
los días se hacen largos
jugando con la especulación,
olvidando los abrazos
que encontramos alrededor.

Si uno no es nadie
de qué sirve la vida
y el aire que respira.

Tan solo se
que puedo ser
que quiero ser.

Agarrarme en el océano del dolor
a la isla de la esperanza
cerrar los ojos
y besar la confianza,
sentir que cada latido
es un suspiro
que exhala mi corazón
y advierte a la razón,
a esa mi razón intocable,
perpetua e imperturbable,
que se alimenta
desafiando a la tormenta,
de las manos que acaricio,
de los besos que recibo,
del espejo en que me miro,
y al cual le digo,
hoy soy feliz,
porque creo, sobretodo y a pesar de todo en mí.

Imagen: De la red

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola. Gracias por tu comentario.